Affordable Access

ORIGINALES: La sonda de Miller-Abbot en el diagnóstico y tratamiento de las oclusiones intestinales

Authors
Publisher
Anales de medicina y cirugía
Publication Date

Abstract

,/. LA SONDA DE MILLER-ABBOT EN ,El. DIAGNOSTICO Y TRATAMIENTO Di LAS OCLUSIONES INTESTINALES (") Dr. P. GARRIGA BARBERA L,. intubación intestinal mediante la sonda de lVlmer-Abbot ha permitido dar ~n g~an paso 'adelante en el diagnóstico y tratamiento de las oclusiones mtestl11ales. ' , . Está bien demostrado, que la distensión intestinal, provocada por las oc1u- SlOnes altera el estado de las paredes intestinales - por insuficiencia de irrigación especIalmente - a causa de lo cual absor.ben con más facilidad .las substancias tú~icas creadas en el punto ocluído intoxicando así' al enfermo;. por otra parte, dejan ~asar a su través substancias necesarias para el organismo, y todo ello, en conjunto, mantiene la inmovilidad intestinal aumentando. a su vez la disten- sión, con 10 cual se ha creado un círculo vicioso de difícil solución. R~salta, además, la importancia y las YE;ntajas que representa si hay que in- tervemr, el poder manipular esas 110 distendidas con vistas al shock postoperatorio y a la seguridad de las suturas practicadas. . Es por todo esto, que la aspiración intésti;1al con la sonda de Miller-Abbot ha contribuíUo, como decíamos, a mejorar este síntoma y toda la gama de com- plicaciones que le acompañan. . En América hace varios años que, la practican, pero en nuestro país, debido a las circunstancias de todos sabidas,. hasta hace bien poco fué imposible obtener la sonda. Fundamentalmente, la sonda de Miller-Abbot consiste en un largo tubo de goma opaca a los rayos X, dividido por un tabique longitudinal en dos con- ductos desiguales: uno mayor, destinado a la aspiración, y otro menor, destinado a su vez al paso del aire para la insuflación de un pequeño balón situado en el extremo distal del tubo; este balón de goma fina, una vez distendido por el aire insuflado, es el que estimula el peristaltismo y. facilita la progresión de la sonda a 10 largo de la luz intestinal. El tubo lleva varias señales para poder controlar su posición. La prim,e

There are no comments yet on this publication. Be the first to share your thoughts.