Affordable Access

Artrópodos de la allobiósfera (flujos de lava arida) de las Islas Galápagos, Ecuador

Authors
Publication Date
Keywords
  • Biology
  • Earth Sciences

Abstract

Artropodos de la allobiosfera (flujos de lava arida) de las Islas Galapagos, Ecuador ARTROPODOS DE LA ALLOBIOSFERA (FLUJOS DE LA VA ARIDA) DE LAS ISLAS GALAP AGOS, ECUADOR Por: Stewart B. Peck INTRODUCCION Hutchinson (1965) propuso el término allobiósfera para encuadrar los hábitats donde no existe fotosíntesis debido a extremos ambientales, y la vida es apoyada solamente por materiales alimenticios importados. Ejemplos son las comunidades animales de cavernas, las profundidades oceánicas (Edwards, 1988) y de sobre la línea de nieves perpetuas en las montañas (Edwards, 1987). La palabra viene del griego "allo" que significa diferente o de otra clase, sugiriendo que estos hábitats no operan como partes de la biósfera normal. De interés para nosotros son los flujos de lava jóvenes y desnuda que aún no han sido colonizados por plantas. Howarth (1979) fue el primero en reconocer que los flujos de lava reciente en las Islas Hawaii son colonizados rápidamente por los artrópodos meses después de que se han enfriado, y bastante antes de la aparición de plantas microscópicas. Estos animales se encuentran en la basura llevada por el viento (eolio) resultante de desechos orgánicos (Swan, 1992). Los flujos de lava son áridos, xéricos, ventosos y sujetos tanto a un gran aislamiento como a grandes fluctuaciones de la temperatura diaria (Howarth, 1987). Usualmente los animales son forrajeros nocturnos y se retiran a rajaduras y grietas profundas durante el día. Pueden alimentarse como carroñero s generalizados, pero también algunas especies pueden estar muy especializadas y restringidas a tales hábitats. Desde el trabajo de Howarth en los flujos de lava hawaianos, se encontró que las comunidades de artrópodos allobiósferos existen en los flujos de lava reciente de las Islas Canarias (Ashmole y Ashmole, 1988; Ashmole et. al., 1990, 1992; Martin et. al., 1987, 1990) y en las Islas Anak Krakatau, Indonesia (New y Thornton, 1988). Estos trabajadores descubrieron que los artrópodos de los flujos de

There are no comments yet on this publication. Be the first to share your thoughts.